Datos curiosos sobre los Castillos

[ 0 ] | jaime

Castillos

Fortalezas inexpugnables, impresionantes castillos, bellos palacios… En conclusión, estructuras evocadoras creadas por el hombre que despiertan la imaginación y nos trasladan a otro tiempo con el que soñamos idílicamente. Y es que más allá de su utilidad como baluartes, residencias para nobles y reyes o fortalezas defensivas, las leyendas parecen aflorar solas cuando estas construcciones quedan en desuso, incluso en cierto estado ruinoso, y en pocos caso mientras aun siguen estando habitados. Quizá sea por los lugares en los que se erigen, quizá por la poética tradición caballeresca que pervive de fondo, sin duda, poco hay que no lleve a fantasear tanto como pasear por uno de estas antiguas y fascinantes construcciones.

Como no podía ser de otra manera, y habiendo innumerables de ellos por todo el mundo, hay muchos datos curiosos sobre su origen, construcción e historia posterior, como el hecho de que la costumbre de que todas las escaleras hoy en día vayan de derecha a izquierda (en sentido ascendente) se empezó a usar en los castillos como manera de dificultar el ataque a los invasores. La explicación está en el hecho de que la gran mayoría de caballeros empuñaban la espada con la mano derecha y el escudo en la izquierda, mostrando el invasor una mayor superficie corporal y teniendo una cierta dificultad al tratar de detener los golpes del defensor, debido a la posición de uno respecto al otro.

Repasemos ahora algunos datos de interés sobre la historia de los castillos:

-Los primeros castillos propiamente dichos son originarios del siglo X y fueron edificados por los normandos. La llamada Era Dorada de los castillos duró aproximadamente desde el año 1000 hasta el 1500.

-El término Castillo proviene del latín Castellum, que a su vez es otra forma de decir Castrum, cuyo significado no es otro que Fortaleza o Lugar Fortificado.

-En el año 1136 se produjo un terrible incendio en el Castillo de Exeter, para sofocarlo no se utilizó agua, fue apagado con vino.

-El secreto para resistir un asedio en un castillo siempre dependía de las provisiones acumuladas y de la posibilidad o no de contar con agua potable.

-Era imprescindible para construir un castillo, el contar con el Permiso para Almenar, concedido por el Rey. En caso de que alguien construyese uno sin este permiso, pasaba automáticamente a manos de la Corona.

-La Torre del Homenaje era el último reducto defensivo del castillo, a donde acudía la familia gobernante cuando el resto de la fortaleza ya había caído.

Amplia esta información en:

La Torre del Homenaje como parte del castillo

Técnicas de asalto y asedio a una fortaleza

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Información





Deja tu comentario